MAMÁ

  • Imprimir

Cuando el miedo me alucina.

Cuando me pierdo.

Cuando me ahogo.

En esas ocasiones,

en el frío de la noche,

desde el fondo de la jungla,

me sorprendo suspirando

muy bajito, un conjuro. 

Cuando todo falla,

la única palabra urgente es

“MAMÁ”.